domingo, 18 de abril de 2010

322.- Desde oriente

- Mamá, me he lavado los dientes, he cogido mi gallina de peluche y ya estoy en la cama. ¿Me cuentas un cuento?

- Claro corazón, ahora voy.

A Paula le encanta escuchar cuentos sentada encima de los cojines, como si fuera Scheherezade, herencia materna supongo. Siempre está sonriendo, y cuando lo hace le desaparecen los ojillos vivarachos, quedando tan solo dos rayitas con larguísimas pestañas negras. Se queda hechizada.

- ¿Estás lista?

- Sí mami.

- Eso espero…

Hace tiempo, en un lejano país llamado China, vivía una mujer, que fue bendecida con una hermosísima hija, a la que puso por nombre Xialing que significa “Ángel venido del cielo”. La mujer era muy pobre, y aunque trabajaba mucho, no tenía dinero suficiente para darle a su princesa todo lo que merecía. Así es que un día en el que Xialing lloraba, pues tenía hambre y no tenía suficiente leche que darle, la cogió entre sus brazos, la puso en una cesta, con una mantita bordada con su nombre como única pertenencia y la dejó, con gran dolor de su corazón, a la puerta de un templo. Llorando, se fue a lo alto de un monte y mirando el cielo, vio pasar una estrella fugaz a la que pidió que su niña encontrara el camino que la llevara hasta otra madre, que amara a su niña tanto como ella misma, y gritó su deseo, que fue devuelto una y otra vez por el eco de las montañas. Hecho esto se marchó con infinita tristeza.

En otro lugar, otra madre miraba al cielo y rogaba que bajase un ángel al que dar su amor, pues hacía mucho tiempo que había desistido de tener otro hijo , y aunque tenía uno al que adoraba, este le había pedido también alguien con quien compartir sus juegos…

- Mamá, me gusta mucho el cuento, pero estoy muy cansada.

- Duerme entonces, cariño.

La arropa con su mantita preferida, la que tiene su nombre bordado.

- ¡Ah! Mami, se me olvidaba, hoy aprendí a escribir mi nombre, Paula X, pero no entiendo que significa la “X”.

- Lo entenderás mañana, cuando termine de contarte el cuento. Buenas noches mi ángel.

autora: Rocío Llopis (Lenore) del blog La mala hora (cuento con 365 palabras justas)


15 comentarios:

garbi24 dijo...

a ver si le gusta a la niña la x de su apellido...
Buen relato....intenso diria yo

bajoqueta dijo...

Un cuento precioso, seguro que cuando sepa el significado de la "X" le va encantar. Gracias Rocío :)

Elvira FR dijo...

Se intuye el significado de esta X...Molt bon conte!

Dissortat dijo...

El tema de la adopción siempre es algo complicado y asgustioso para quien la pretende. El hecho de no intentar borrar las raíces orientales de la niña es admirable. De todas maneras no creo que adoptar una criatura sea la mejor manera de cubrir el hueco de la muerte de un hijo.
Escrito con mucha ternura.
¡Felicidades!

Pilar dijo...

Y cuando sepa el significado, se sentirá muy querida.
Precioso!!!

Laura T. Marcel dijo...

Conozco de muy cerca el tema de la adopción. No es fácil explicar a los níños, hoy que todo se sabe, de donde vienen i por qué. Este cuento es un camino fácil y una visión muy tierna para explicarlo.
Gracias.

La Meva Perdició dijo...

El conte està relatat, com els autèntics contes xinesos. Felicitats!

Joaquín Valls dijo...

Hermosa historia, enhorabuena!

Marta dijo...

Molt bonic, m'ha recordat contes xinesos que m'explicaven de petita.

Niamh dijo...

ay, QUE BONITO, me ha emocionado...precioso, enhorabuena, un gran beso.

Silver's Moon dijo...

Qué historia tan tierna!! desde luego tiene que ser complicadísimo para una madre adoptiva enfrentarse al momento de explicar a los niños su procedencia.

Enhorabuena por el relato!! me ha encantado

Muchos besitos

Pandora dijo...

Precioso cuento.
Me ha emocionado.
Y bonita la idea de poner un cuento cada día.
Volveré.
Un abrazo.

maria dijo...

Felicitats! M'agrada el teu conte^-^.

Anónimo dijo...

Hola, buscando en internet el significado de mi nombre, que por cierto es Xialing Chew, encontre este cuento y estaba pensando como es el destino, precisamente al igual que la mama adoptiva de la niña del cuento, xialing, yo tambien estoy esperando a que Dios me mande una bendicion ya que mi esposo y yo somos esteriles, ojalá que eso sea pronto ya que lo deseamos con todo el corazon. Saludos a todos.

Anónimo dijo...

Hola, buscando en internet el significado de mi nombre, que por cierto es Xialing Chew, encontre este cuento y estaba pensando como es el destino, precisamente al igual que la mama adoptiva de la niña del cuento, xialing, yo tambien estoy esperando a que Dios me mande una bendicion ya que mi esposo y yo somos esteriles, ojalá que eso sea pronto ya que lo deseamos con todo el corazon. Saludos a todos.